Descripción del evento

El trigo Sarraceno o Alforfón es una semilla que está estrechamente relacionada con la planta del ruibarbo. Es muy similar a la quinua, y como ésta, es una cosecha antigua. Se cultivó por primera vez hace siglos, en las altas planicies del sureste de China y en el Himalaya y fue el alimento básico de sus habitantes mucho antes de que el arroz y otros granos de cereales fueron reemplazando gradualmente su cultivo. Sus semillas les proporcionaban nutrientes esenciales, proteínas, grasas y minerales tan necesarios para las primeras civilizaciones, lo que les permitió prosperar.


¿Por qué comer trigo sarraceno?

Las semillas del trigo sarraceno se componen de varios compuestos antioxidantes polifenólicos, como rutina, taninos y catequinas. La rutina (quercetina rutinósido) tiene propiedades antiinflamatorias y antioxidantes e inhibe la agregación plaquetaria. Algunos estudios preliminares sugieren que la rutina puede ofrecer una cura para las hemorroides y otros trastornos de coagulación.

El alforfón es alto en fibra, magnesio, vitaminas del grupo B y manganeso. Contiene lignanos, tales como enterolactona, que pueden proteger contra el cáncer de mama y enfermedades cardíacas. Contiene antioxidantes beneficiosos, tales como vitamina E, tocotrienoles, selenio, ácidos fenólicos, y ácido fítico. El nivel de proteína en los granos de trigo sarraceno es de aproximadamente 11 a 14 g de proteína por 100 g; relativamente menor que en la quinua y legumbres, no obstante, contiene todos los aminoácidos indispensables para el cuerpo humano, en excelentes proporciones, especialmente la lisina. El alforfón es también una fuente de alimento libre de gluten. El gluten es la proteína presente en algunos cereales de la familia gramínea que puede inducir problemas estomacales y diarrea en las personas con enfermedad celíaca.
En la medicina popular…

El ejército chino alimenta de trigo sarraceno a sus soldados, porque creen que les da más fuerza y resistencia. Los indios Hopi dan a sus mujeres una infusión de toda la planta para detener el sangrado después del parto.

sin-gluten-harina-de-trigo-sarraceno

Según la ciencia…

• Colesterol: Ratas y ratones alimentados con harina de trigo sarraceno mostraron niveles más bajos de colesterol, menos grasa corporal y un menor número de cálculos biliares que los ratones que no fueron alimentados con harina de trigo sarraceno.
• Función Inmunológica: Estudios en ratas de edad avanzada que fueron alimentadas con harina de trigo sarraceno mostraron mejoría en su función inmunológica celular en comparación con aquellas que no lo consumieron.
• Diabetes: Un estudio realizado en ratas diabéticas encontró que el concentrado de trigo sarraceno añadido a la comida de las ratas disminuyó en 12-19% sus niveles de glucosa después de comer.
• Obesidad: Estudios del trigo sarraceno sobre seres humanos son promisorios para el control del apetito. Un estudio realizado en 2005 encontró que las personas se sentían más satisfechas después de consumir el trigo sarraceno en comparación con otro tipo de granos.

Tips

Cuando compre trigo sarraceno, revise la fecha de vencimiento y asegúrese de que la bolsa está libre de humedad.
El trigo sarraceno se puede almacenar hasta por un año en un recipiente hermético si se mantiene en un lugar fresco y seco.
La harina de trigo sarraceno se debe mantener en el refrigerador, donde va a durar unos meses.
Las semillas se deben enjuagar con agua fría para eliminar la suciedad.
Para cocinar, utilice una parte de trigo sarraceno con dos partes de agua. Lleve a ebullición, cubra y deje que se cocine a fuego lento durante 20 minutos.

 

Fuente: Modo Gluten Free